jueves, 22 de mayo de 2008

NUESTRA FORMA DE MONTAR Y LA POSTURA

Esto que he escrito, es sólo mi forma de verlo, mi experiencia y la manera en que me enseñaron, esto a mi me ha ido bien y me ha funcionado con todos los caballos que he montado, no pretendo decir que sea la forma en que hay que hacerlo o que no haya otras, no está escrito desde el punto de vista de un profesional, ni mucho menos, sino de una gran aficionada.
Desde pequeña he escuchado decir a todo el mundo que andaba con caballos y que sabian lo que hacian que la equitación es un arte, y es verdad que razón tenían, ya que como el caballo es un animal tan sensible siente todo lo que nosotros hacemos encima de el, incluso es capaz de afectarle el sentirnos, para bien y para mal, dependiendo de si lo hacemos bien o mal.

El arte de dirigir a nuestro caballo sin que se note a simple vista lo que estamos haciendo o como lo estamos haciendo, o que ayudas estamos utilizando, se gana durante mucho tiempo de experiencia, práctica y estudio del caballo, el saber como y que siente, y el practicar para ir sobre ellos como se debe y no de cualquier manera, cuando dirigimos el caballo de una forma casi imperceptible al ojo inexperto, es cuando se ha converitdo en arte, parece que jinete y caballo van a un mismo son, que sólo son un ser, como los mitológicos centauros, mitad hombres, mitad caballo.

Sin embargo y muchas veces y casi siempre por falta de experiencia nos peleamos con el caballo, en un afan de que se dirija hacia donde nosotros, queremos, no nos damos cuenta de que es una batalla perdida, ya que estamos luchando por la fuerza contra un animal de entre 400 y 600 kg??? Que locura, por favor.

Cuanto mas suavemente montemos, y utilicemos todas las ayudas mejor que mejor, y el caballo nos lo agradecera y obedecera casi el solito.

Todo esto lo puede aprender cualquier persona, no es algo para privilegiados ni nada de esto, si que es verdad que hay personas con una predisposición especial para la hipica, al igual que para otras cosas en la vida, y por eso, unos captarán antes que otros, la buena utilización de las ayudas, diferentes partes de nuestro cuerpo son capaces de transmitir ordenes, ordenes, que son necesarias para una correcta práctica de la equitación y para y mutuo disfrute de la misma, el caballo y nosotros debemos disfrutar por igual, no solamente nosotros, y el caballo no, porque si esto ocurre es cuando muchos caballos cogen resabios y manias, y cuando les montan en vez de estar de buen talante se ponen a la defensiva, intentando anticiparse a lo que les van a hacer , mal hecho, ya que ellos aprenden enseguida que eso mal hecho les trae dolor, ya sea en su boca, o en su espalda, dorso, cuello, nuca.

Por eso es necesario aprender estas ayudas, bien aprendidas, para utilizarlas, para bien del caballo y nuestro. Muchas veces y dependiendo de cada persona, la lógica y la intuición funcionan muy bien, y yo creo que eso me pasa a mi, pero porque estoy muchas horas con ellos, los miro, los remiro, los observo, los toco, los sobo más bien, y yo creo que me entienden cuando hablo, seguramente mucha gente se reirá al leer esto, pero es verdad, yo les hablo y noto que me escuchan, es evidente que no saben lo que digo, pero saben que lo que digo es malo o bueno, es regañina o cariños.

Así que con las ayudas bien empleadas es como conseguiremos el maximo de nuestro caballo, y del entrenamiento y las horas de practica tambien, pero también como he dicho antes con nuestra voz, todo nuestro cuerpo incluye en el caballo y nuestra voz no va a ser menos, influye y mucho, yo cuando monto siempre les voy hablando, todo el tiempo, esto hace que ellos me presten mas atención que si fuera muda, cuando por ejemplo lo hacen bien, se lo agradezco, cuando se alborotan o aceleran sin motivo ni haberselo mandado, les calmo, o regaño según convenga, y obedecen, hasta puedo hacer que cambien de aire y pasen de paso a trote o a galope, o a la inversa con la voz, hablandoles.

Las ayudas de las manos son las que menos me gusta utilizar, pienso que las manos cuanto mas quietas mejor, sobre todo si se es inexperto, para no molestar al caballo en su boca que se le puede causar un gran dolor, incluso hasta un trauma. Cuando nos aparecen caballos de boca dura que no obedecen a las ayudas para parar, es porque han tenido malas experiencias con jinetes que se han propasado con la boca del caballo. Siembargo los dedos no debemos dejarlos quietos, debemos jugar con ellos, como si tocaramos el piano, por ejemplo, este movimiento de dedos, va moviendo tambien la boca del caballo.

Cuando nos enseñan la postura adecuada para la monta de un caballo, no es por casualidad, esta postura es por algo y para algo. La postura adecuada es la siguiente, o por lo menos la adecuada según yo enitendo porque es la que me enseñaron:

Cabeza erguida, con mirada al frente siempre entre las orejas del caballo, aunque no lo parezca nuestra cabeza tambien equilibra, todo nuestro cuerpo equilibra o desequilibra.

Hombros atrás, para enderezar la espalda lo mas posible, pecho hacia fuera y espalda erguida y recta, tiene una función muy importante, ya que gracias a su flexibilidad o no, podemos seguir mejor o peor el ritmo del caballo según vaya a paso, trote, o galope. Cuando movemos nuestra espalda, en un sentido u otro, el caballo capta este movimiento como una señal diferente, y muchas veces lo estamos desequilibrando.

Es muy importante el movimiento de la pelvis que acompaña acompasadamente el movimiento del caballo, su paso, su son, su ritmo, no hay que hacerlo exageradamente, tiene que ser casi imperceptible, cuando estamos aprendiendo si que podemos hacerlo mas exagerado para ver las diferencias con claridad, pero una vez vamos captanto la esencia de este movimiento, deberemos irlo haciendo mas imperceptible a los ojos de los demas.

Nuestro Asiento, importantisimo, para mi de lo mas importante, y tardé bastante en comprenderlo y en aprenderlo, ya que con el asiento definimos todo, creo que podemos hacer casi todo con un buen asiento, que es esto?? Gracias a la buena postura montados, al movimiento de la pelvis, a nuestras piernas bien colocadas, y todo el conjunto vamos ganando asiento, vamos sintiendo al caballo debajo de nosotros, y sus musculos tambien se pueden notar, el equilibrio que es muy importante, se va ganado con un mejor asiento y viceversa, ademas cuanto mas asiento y mas equilibrio mejor está el caballo más a gusto, porque no nos etamos saliendo de su centro de gravedad y no le estamos molestando.

Tuve un profesor que me explicó esto de una manera que nunca olvidé y es la siguiente, imaginemos que somos niños pequeños y nuestro padre nos monta en sus hombros, y nosotros nos colocamos bien sobr esus hombros y nos estamos lo mas quietos posible , nuestro padre es capaz de llevarnos en línea recta sin tambalearse para ningún sitio, ahora imaginemos que empezamos a movernos sobre sus hombros, para todas partes, o que botamos en sus hombros, nuestro padre se empezará a tambalear y a no poder andar recto con nosotros encima, incluso puede llegar a caer, esto mismo le pasa al caballo, diferencia que tiene 4 patas y nuestro padre solo 2, pero el desequilibrio existe y está ahí, hace que el animal no vaya bien, cómodo, y que incluso pueda tropezar y hasta caer.

Piernas, importantisimas también, ya que puede ejercer diferentes efectos, según postura y utilización, son las responsables de la impulsión o la no impulsión, en conjunto con las manos, que frenan la impulsuión, que es la impulsión?? Pues es la acción de ir hacia delante, todo esto asi dicho de repente parece muy dificil, y poco conseguible, pero no es asi, porque mucho en equitación es practica, y practica, como cuando empezamos a conducir no creemos ser capaces de manejar todo a la vez.

Pues eso, según hagamos con las piernas podemos impulsar más, girar hacia un lado o hacia el otro, aumentar el ritmo o dismunuirlo incluso parar el caballo conjuntamente con nuestro asiento.

La correcta colocación de las piernas, hace que se ejerza un equilibrio sin más, no hace falta hacer fuerza de ningún tipo, sólo con una buena postura ya estamos preparados para encajar cualquier imprevisto, como un caballo que se bote, no hay que hacer fuerza repito, si la rodilla va pegada a la montura, nuestro abductor ejercera la presión necesaria para sujetarnos y para equilibrarnos, pero para ello también necesitamos, ayudarnos de una buena colocación de nuestros pies, talones hacia abajo, y puntera ligeramente hacia adentro, mirando hacia el caballo, no exageradamente, pero esta posicion de la pierna ya es suficiente para sujetarnos armonicamente, sin aspavientos.
Cuando veo mucha gente con las rodillas separadas, no se…. Es que es algo que me machacaron tanto de pequeña.. con la rodilla separada cambia radicalmente la posición de la pierna ya no puedes colocarla correctamente si no juntas la rodilla hacia la silla.

Cuanto mas estiremos la pierna, mejor, hay mucha gente que tiende a encogerla, pensando que asi se sujetará mejor y es todo lo contrario cuanto mas estirados, mas parte de nuestro cuerpo esta en contacto con el caballo, mayor equilibrio hay, y mas armonia. No debemos mover las piernas, debemos evitar esto, solo las moveremos para dar una orden , una ayuda, sino la pierna ira quieta, por esto tambien cuanto mas estirados vayamos, menos se nos moverán las piernas.
Espero que esto a alguien pueda servir de ayuda, para eso lo he colgado aqui, ya que muchas veces de cosas que hacen otras personas y de como lo hacen sacamos nuestra propia conclusión y forma de hacer las cosas.

DOMA DE GITANA Y SAETA



Esta era Gitana, una yegua hispanoarabe, que nadie hubiera dicho que iba a ser tan noble y mansa, despues de tal y como vino a mi casa, salvaje perdida, y destructiva, jajajajja







Y esta es Saeta, oooootraaa destructiva, madre mia no tengo mas que terminators, jajaja




En lo referente a la doma de Gitana y Saeta. pues como ya he contado muchas veces, las compramos salvajes y las domé yo misma, a una con 6 años y a la otra con 8.
Gitana, fue una compra tonta, digamos, una compra de porque sí, porque en realidad no nos hacía falta otro caballo y menos salvaje, pero es que no sabia ni lo que era una cabezada de cuadra, era increible, estaba en un corral, y no se podía uno acercar a ella porque salía corriendo o tiraba patadas o alguna monada parecida, y voy yo y la compro, que es que estoy majareta, y va mi marido y está de acuerdo, jajaja, de verdad que caos somos, pero bueno he mentido un poco, si que fue la compra así, que no venia a cuento, pero algo de lógica si tenia porque esa yegua que era torda muy clara , casi blanca, que era joven tenia 4 años, pues estaba preñada, de un caballo de capa albino y allí en el corral ese con ella estaba su hija de 2 años que era de capa baya, precioso pelaje dorado, con las crines negras, y bueno ya que quería tener potrillos y que no iban a ser puras razas, sino cruzados pues al menos que fueran algo especial y que no tuvieran el color que tienen todos los caballos no??? Por eso, porque el potro que tendría esa yegua tenía un 90% de posibilidades de ser bayo, pues por eso la compramos.
Con gitana llegó un pack completo compuesto de, Gitana, Petra (la pona) y un carrito remolque para el coche para engancharlo y llevar el bidón de agua de 1.000 litros que utilizamos para ir a recoger el agua que beben posteriormente mis caballos porque en mi finca no hay agua.
Por lo que me contaron el meter a gitana en el camión fue una odisea tal que el camión llego a mi casa a las 12 de la noche en julio del 2002. Bueno cuando ella bajó del camión, se organizó tal movida que no sabíamos como hacer, ya que ella empezó a pegar a todos los caballos que andaban por allí, porque en aquel entonces no teníamos boxes, y estaban todos sueltos, y no veas la que organizó, nos fuimos porque no queríamos ni verlo la verdad.
Después de esto, ella no se adaptaba a los demás caballos, me los tenia matados a patadas, y yo la verdad que ya estaba de los nervios, llame al vendedor , que yo este hombre ya lo conocía porque nos había vendido a luna, y por eso me fiaba de el, y le dije que viniera a ver la yegua que esa yegua era terminator, y que yo no la quería que me iba a matar a los demás que me la cambiara por otro, el me dijo que aguantara un poco mas, que se adaptaría , yo le conteste que vale, pero que como hiciera otro incidente mas, que el veterinario lo iba a pagar el.
Total que a los 15 días justos Gitana se adaptó, aunque siempre fue una marimandona, pero ya por lo menos no era esa agresión que tenía, eso sí cuando había comida no se podía acercar ninguno a ella.
Así que a.C. se quedó Gitana, con nosotros, y yo deseando que tuviera el potro ya de una vez. Pero entre tanto pues yo iba intentando acostumbrarlas a las dos Gitana y Saeta a nuestras maneras de hacer y ser, y a convivir con las personas, arriesgándome miles de veces a una patada, y demostrando en estos casos que se ponen dominantes mi superioridad de líder de la manada como si yo fuera un caballo mas, y así poco a poco, pues fueron entrando, una mas que la otra, porque Gitana que al principio era la peor, se dió de una manera que se convirtió en MANSISIMA, pero vamos un perrito, con la edad tan joven que tenia esto no es usual, un animal tan tranquilo, tanto que el montarla no fue ningún problema, al contrario casi el problema era moverla, que echara a andar, jajaja, madre mía como cambian los caballos cuando ven que están seguros en un sitio. Si tanto me fiaba de ella, que aún no estaba del todo domada y me iba con ella yo sola por el campo. Esto no es muy recomendable hacerlo, porque deben ir abrigados por otros caballos mas campeados acostumbrados ya a toda clase de paisajes, caminos, ruidos etc..., estos caballos se llaman los "padrinos", pero yo no tenia oportunidad, porque cuando esto pasó aún no tenía alumnos ni nada de esto, entonces pues estaba yo sola, y bueno alguna vez convencía a Juancar de que viniera pero pocas la verdad, así que sola. La gente me decía que tenía dos huevos, jajaja, te digo que tengo amigos que no se atreven a esto y han llevado a domar a sus caballos a otra gente, que encima de costarles un ojo de la cara pues no están domados a su gusto.
El caso de Saeta fue diferente, Saeta tiene mucho más temperamento, pero el hecho de ponerle la silla y esas cosas pues no supuso tampoco ningún problema, lo único que el apretarle la cincha no la gustaba (hay muchos caballos que les pasa), esto de apretar la cincha al principio y siempre después, hay que hacerlo con cuidado ya que puede ocasionarles traumas importantes, una tontería que parece, pero no lo es, hay muchas cosas que causan traumas a los caballos y no nos damos cuenta, y luego un caballo maravilloso de repente un día empieza a hacer algo extraño que nunca hizo y no sabemos de donde viene esto, y esto seguro fijo que es una defensa ante un error nuestro, así que cuidad in, las cinchas hay que apretarla nada mas cuando la pones en un punto floja, el caballo cuando tu aprietas la cincha se hincha para que después le quede floja y no le moleste , son muy listos, con lo que hay que volver luego a ajustar, se le da unas vueltas al paso porque al andar tiene que desinflarse y se le para y se le vuelve a apretar, así poco a poco un poco mas cada vez, hasta que le queda prieta y su cuerpo se ha ido acostumbrando a esa presión, si ajustamos la cincha de golpe, a lo bestia, le hacemos una impresión horrorosa, y un daño y seguramente pellizcos, que le pueden causar un odio a las cinchas, que luego hay caballos que hasta te muerden y tiran patadas al apretar la cincha.
Saeta era de estas, pero como se la trató bien y no se la hizo daño y se iba con mucho cuidado pues el problema se corrigió sin más, y hoy en día como si le tiras la silla desde 20 metros y le cae encima que no se mueve. Otro problema parecido tuve con la cabezada, que en una ocasión que la dejé a un alumno pues, claro ellos quieren ayudarte, que la mayoría de las veces no te ayudan, sino que es todo lo contrario, y además lo peor es que puedan ocasionar algo como lo que ocurrió, que la culpa es mía desde luego por dejar la yegua, pero la verdad no pensé que pasara. Lo que ocurrió, es que al quitar la cabezada, no tuvieron cuidado o mejor dicho no tenían experiencia, y el bocado le quedó enganchado en su boca en la mandíbula inferior, y la yegua al sentir daño se asustó y tiró, en vez de tirar cabezada y todo al tirar la yegua pues no lo hicieron porque no se les escapara, que vamos es mejor que se escape, a que pase esto, ya la cogeremos. Total que claro a la siguiente vez que le fui a poner la cabezada, dijo que para mi tía la del pueblo, que no se la ponía, que no había manera, la yegua dando tirones para atrás, levantando la cabeza a las nubes para que no se la pusiera, y yo así no llegaba a ponérsela, cerrando la boca herméticamente, dando cabezazos, en fin un desastre, estás cosas, que parecen tontas, y que sólo pasan una vez, por lo general, después cuesta la leche arreglarlas, y muchas veces no se arreglan, porque el que las arregla no tiene la suficiente paciencia.
Yo no es que sea una persona precisamente paciente, porque no, pero con los caballos , he descubierto que si, nos complementamos tanto, que a mi, se me quitan los nervios y las impaciencias, que cosas no???, porque en mi vida diaria soy todo lo contrario, quizás por eso los quiero tanto.
Con los caballos lo mejor que hay en el mundo es la paciencia, con paciencia se consigue todo pero todo, tarde o temprano, así que me arme de ella, y me dispuse a ponerle y quitarle la cabezada a Saeta todas las veces que fueran necesarias para volver a convencerla que el quitar la cabezada no era un dolor, sino una cosa normal que no hacia daño y que no pasaba nada.
La cosa fue que además de aprender a poner y quitar la cabezada , aprendió también a bajar la cabeza, porque como cada vez que yo intentaba ella, levantaba su cabeza a las nubes, pues yo le decía , "baja la cabeza" todo el rato a la vez que la presionaba en lo alto de la cabeza para que la bajara, así que ahora cuando digo "baja la cabeza" sin tocarla ni nada ella baja la cabeza sola, y ya la pongo la cabezada. Me tiré una tarde entera poniendo y quitando sin parar la cabezada, y después meses, poniendo y quitándosela 3 veces antes de que se la quedara ya puesta, cada vez que íbamos a trabajar hacia un quita y pon 3 veces y ya se la dejaba puesta, así hasta ahora que ya digo que baja ella sola la cabeza, tanto se lo machaque, que madre mía, ahora que , soy la única que le puede poner la cabezada a Saeta, a los demás no los deja, jajajja, es listísima.
De todas formas Saeta al final ha sido mas terminator que Gitana pero de aquí a Lima, porque todo lo destrozaba, todo lo rompía, hasta las paredes a patadas, tanto era así que dije que la vendía, me lesiono a Cisco que yo creía que lo había dejado cojo para siempre, en la vida he visto una mano de un caballo tan hinchada y herida como la de cisco ese día. La valla de la finca la destrozó también, y se escapaba y cuando no era por el agujero se escapaba saltando la valla, bueno miles de cosas de estas. Que yo estaba desesperada, y dije que a la venta.
Saeta la compró Juancar, mi marido, el la encontró y fuimos a verla a Ávila, es PRE y tiene su carta, nos costo, salvaje, 2900 euros en el 2002. Nació en el 96 y tenía 6 años cuando se compró, y bueno eso me daba pena, también, que Juancar decía que claro como no la elegí yo pues que no me gustaba, no era por eso es obvio , a mi me gustan todos los caballos , pero es que era ella o los demás, y mis nervios.
Total que no la vendimos porque nadie la compró, nadie quería una yegua salvaje y menos en ese precio porque claro no iba a perder dinero yo encima, se quedó, pero es cuando empecé a trabajar con ella en serio, dije a ver quien gana, ya lo veremos, y cuando tenía ya 8 años empecé su doma, que la gente de allí conocida que tiene caballos me decían que era una locura que los caballos se doman de potros que era muy mayor para domarla, y que me iba a matar.

Buahhh, yo ni caso claro, dije vale vale, pues ya lo veremos, y yo empecé mi trabajo, primero pie a tierra con la cuerda larga y poniendo solo la silla y na mas, que aprendiera a trabajar a la cuerda y las ordenes de la voz, no había manera porque era una cabrita, y me costó muchísimo que entrara en la dinámica de trabajo y sin dar arreones ni botes, ni sustos que no venían a cuento, ni arrastrarme de la cuerda detrás de ella.
Un buen día que ya la había dado cuerda mucho rato, cogi y la puse encima de la silla un plumas mío, y lo ate en la silla , de manera que las mangas del plumas le daban en los costados, y también volaban con su movimiento, y lo que yo pretendía con esto es que se acostumbrara a notar algo a sus costados y a ver por sus rabillos del ojo algo ahí puesto moviéndose, la verdad que fue un exitazo, con los caballos nunca se sabe, te piensas que van a hacer algo o a montar el pollo y de repente no hacen nada y cuando piensas que no hacen nada montan el pollo, jaja, así que nada ni se movió, entonces pues me subí, con la cuerda puesta, y Juancar sujetándola, pues el iba andando delante llevando la yegua del ramal conmigo subida encima, yo no quería hacer nada mas que se acostumbrara al peso, después mas adelante ya se la daría cuerda con jinete y esas cosas, lo que pasa es que yo tenia una desventaja y es que estaba sola, y Juancar me ayudaba cuando podía , pero eran pocas veces, así que íbamos lentas en los avances.
El primer día que me subía a ella sin cuerda ni nada, no se movía del sitio, en cuanto sintió las piernas dándole a los costados para que empezara a andar se negó rotundamente, se cerro en banda y no había manera de moverla, aunque yo me ayudaba con la fusta porque ella no conocía las ayudas, pero tampoco quería darle fuerte con la fusta para no espantarla, total que se mosqueó y empezó a tirar patadas como una loca sin moverse del sitio, algunas que casi hacia el pino, mi marido decía que me bajara, y yo decía, que si me bajaba ahora yo habría perdido la batalla y ella ganado y ya nunca la haría andar, o por lo menos me costaría el triple de trabajo, que tenia que andar ahora o tirarme una de dos, tampoco me gustaba que me tirara no por tirarme en si, sino porque seria una lama lección para ella, tirar al jinete es como una mala lección, que la enseña que cuando algo no la gusta puede hacer desaparecer de su lomo al mosquito que lleva encima molestándola, y eso no es nada bueno.

Pero bueno yo ahí seguía, hasta que ella se cansara, yo sabia que se iba a cansar, pero cuando??? jajaja, sobre todo cuando estas en una situación así el tiempo te parece el doble, pero bueno estuvimos tiempo de todas formas una horita mas o menos en esa tesitura, hasta que ella ya cansada, dió dos pasos, al indicarle yo con las piernas y la fusta a la vez, en vez de patadas como estaba haciendo todo el rato , dio 2 pasos, y en ese momento, ya no insistí mas, la acaricié muchísimo, diciéndole todo el rato "muy bien " y la di unos azucarillos, en premio, me bajé y para la cuadra, no hay que abusar de los caballos cuando después de una sesión de estas de no querer hacer nada, de repente lo hacen, en ese momento hay que hacerles ver que eso era lo que queríamos y dejarlos con su premio, eso lo asociaran en veces sucesivas y cada vez será mas fácil que hagan algo.

Así fue desde luego, aunque aún hubo unos días de pegar patadas, pero desde luego ya nada que ver con el primer día y cada día era a menor, hasta que no las dió y salía andando con si tal que es lo que tiene que hacer, me costo un poco, pero finalmente pues muy bien.

Así estuvimos trabajando ya todos los días (fines de semana) que yo podía montar, ya había empezado con los alumnos, así que una de ellas, una chiquita me ayudó para empezar a sacarla al campo, como dije con Gitana me fui yo sola, con esta no podía porque era otro carácter, así que me busque una ayudante, y salimos ella montada en Saeta y yo con otro caballo , yo llevaba a Saeta enganchada con un ramal, iba al lado de mi caballo, pero ella sabia que iba cogida por mi por el ramal, hubo unos cuantos sustos, pero la cosa fue muy muy bien, además como iba con el ramal pues no había demasiado peligro de que escapara con la chica encima o algo así, o pegara botes o algo.

Luego ya empezó a salir sin ramal ni nada y ya la llevaba yo y bueno sigue siendo la mas asustica de todos, es que los demás no se asustan de nada, y ella se asusta algunas veces, pero vamos nada parecido con lo que era, hemos llegado a un nivel de entendimiento que es increible, nadie monta en Saeta como yo esa es la verdad, porque parece que me lee el pensamiento, si monta alguien que no soy yo, se asusta el triple que conmigo, va mal, sacudiendo la cabeza porque le molestan de la boca que la tiene muy sensible, en fin mil cosas, pero yo la verdad que estoy ahora muy contenta con ella, pero mucho, ayer precisamente nos dimos un paseo, precioso, con mis chicas, musan , Sonia , claudia y Sofía, y no veas como iba Saeta, después de 15 días sin salir al campo, divinamente, con mucha fuerza pero divina, así que ahora ya de venderla ni hablar de la peluca, claro esta, jajaja, y bueno en el supuesto caso que tuviéramos que venderla por necesidad y no quedara otra, pues desde luego su precio ahora estaría triplicado.
Ahora, en estos momentos, Gitana ya no está con nosotros, porque como dije la vendimos a un amigo, y Saeta sigue su aprendizaje para seguir mejorando, es una yegua espectacular, y ahora la esoty enseñando un poco de doma, paso español, apoyos, paso atrás, salida a galope desde parado, etc.. algunas cosillas, que para lo poco que podemos trabajar, la verdad es que lo hace de maravilla, estoy muy orgullosa de ella, y vamos de venderla nada de nada.
Ahora pongo unos videos de Saeta, lo siento de Gitana no tengo ninguno creo.....

video

video

video

lunes, 12 de mayo de 2008

PRESENTO A TODAS MIS YEGUAS

Empezaremos este post, por orden de antiguedad en casa, asi que tengo que referirme primero a Luna.


Luna es una yegua hispano-lusa, con una capa tipica de los lusitanos, como es la capa perla, además tiene un tono de perla precioso ya que destaca mucho su capa con sis crines y cola blancas blancas y largas y frondosas.

Es sinembargo chiquitina, medirá 1,50, pero está muy bien hecha, sus hechuras son preciosas y tiene un cuello arqueado y grueso que cuando va montada es super elegantísimo.

La compramos en el año 2000 o 2001, porque creo que era finales de uno o principios del otro, mas bien en enero 2001, asi que lleva con nosotros 8 años, y ha enseñado a montar a unos cuantos, porque tiene un caracter muy bueno, aunque si la pinchas ahi está, no es tampoco un muerto de caballo, es alegre y ahora como está muy fuerte siempre sale botandose, es una yegua estupenda que me alegro cada dia de haberla comprado, además de bonita.

Cuando la compramos, estaba hecha polvo, flaca, sucia, debil, parecia un auténtico penco, y ademas a mi me pareció mucho mas baja de lo que es, y dije: "Pero si es un poni", jaja, no es un poni, pero es que entre tantas penurias lo parecía, pero aún así, nos la quedamos, no se....algo la vi que me decidió al instante, no por lo bien que fuera montada, porque no lo iba desde luego, no tenia ni pizca de doma , tira para delante y ya está, igualita que ahora.

De todas formas el señor dijo que tambien estaba enganchada, vete tu a saber, porque vista su doma, pues seria igual la enganchas y tiras pa lante, pero bueno lo mismo era verdad porque yo no lo he comprobado ya que no tengo carro, aunque si que me gustaria mucho tenerlo y poder probarla a ella y a Pecas.

Como se puede ver en la foto ya hace casi el paso español, y nada que ver a como anda ahora, con paso alegre y cabeza recogida que antes parecia que la iba arrastrando por el suelo..., jaja, en fin, que ha progresado, y con un galope corto muy bueno y comodo.

De todas formas a veces tiene sus cabezonerias, y como se empeñe en no pasar por algun sitio porque una vez la dejaron desobedecer, pues ya lo llevas claro porque o no pasa, o te puedes tirar ahi media vida, conmigo si pasa, pero ya es por aburrimiento, porque la aburro de estar en el mismo siti omil horas o de obligarla y al final pasa, y despues pasa y vuelve a pasar hasta que se cae de culo, por ejemplo eso la pasa con el agua, jaja, que increible, y cuando vino la pasaba pero claro es que no tenia fuerzas entonces.. debe ser que se rendia antes. Pero aveces por dentro del pueblo con sus ocches y todo me la ha jugado, y no ha querido pasa por una calle sobre todo si va sola, acompañada lo pasa mejor porque pasan todos, pero sola es otra historia, y esa vez del pueblo no queria bajar el escalon de la acera, y la tuve que dar la vuelta y bajarla de culo, dije mirando el escalon no??? no quieres pues no lo vas a ver, y asi lo hice, la gente que iba por la calle


me decia, chicaaa que te va a tirar el caballo, bueno pues caeriamos las dos, eso esta claro porque a veces me ha pasado esto, por cabezona, y la última con rotura de brazo incluida, pero eso fue con otro caballo.

Pero ahora Luna es bastante obediente, sobre todo si no te metes con ella y va con todo el grupo ahi la puede montar cualquiera, es muy muy noble y muy cariñosa.




La siguiente en el orden es Saeta.

Saeta es una PRE con su carta y todo, nació en el año 96 y nosotros la compramos en el 2002 tenia 6 años, y estaba completamente cerril, venía directa de los campos de Avila, alli estaba


suelta a su bola y tenia una potrilla y estaba de nuevo preñada de un PRE muy bueno de la yeguada militar.

La verdad es que no se ni como se nos ocurrió comprar esa yegua cerril, pero lo hicimos, y durante mucho tiempo me arrepentí ya que era la destrucción personificada, ademas de una desconfiada de tomo y lomo, y una pegona, porque pegaba a todos los demás, pero heridas graves les ha llegado a hacer, y yo la verdad es que la odiaba pero del todo, no la podia ver, además abortó el potro y una desgracia más, así que la quise vender, pero nadie la quería porque no estaba domada.

En fin un caos, así que un día, cuando tenía ya 8 años, que estuvo 2 años en casa solo rompiendo cosas y lesionando caballos, pues me lié la manta a la cabeza y empecé a trabajar con ella.


Al principio era de pena mora vamos, porque por todo se alteraba y alborotaba, de todo se asustaba y no había manera que hiciera un circulo completo en la cuerda sin defenderse de todo, hasta un día tan tonta se puso que se cayó al suelo, porque había barro y se resbaló de las tontunas que hizo, pero con el tiempo y paciencia, pues fue yendo algo mejor, pero eso sí al milimetro en cuanto te salias un pelín de lo que se hacia o que a ella le parecia algo raro, ZAS, rebote, espantada, salto para un lado, lo que fuera, pero eso a veces aún lo hace, lo que pasa que no es una yegua que se asuste y salga correindo, da un respingo y ya está, porque eso si es muy noble, mucho y muy cariñosa, ahora claro, jaja.
El trabajo siguió y un día se le puso la silla y....más rebote al apretar la cincha, pero la dió igual la dejé que botara todo lo que quisiera hasta que se cansó, no fue mucho, y así cada día poco a poco, fue trabajando ya siempre con la silla, y su babezada con su pelham partido de goma, que esto fue otra historia, la boquita. Pero al fin todo iba encajando la yegua cada vez iba mejor, y sobre todo muy atenta a mi voz, y un día llegó la hora de montar, me monté y no hizo nada, pero nada de nada , ni siquiera andó, se quedó ahí plantada y no había manera de hacerla andar, si si iba con la cuerda larga y si tiraban de la cuerda si que andaba, pero el tema estaba en irla haciendo a las piernas y... no la gustaban nada las piernas, porque cuando dejó su mutismo inmovil la dió por empezar a tirar patadas al aire a ver si las piernas se iban, pero no se iban, un día me tuvo la pera de tiempo a patadas, yo ya me estaba mareando de tanto columpio, pero la dejé , porque dije o anda por lo menos un paso o aqui nos quedamos con las patadas, y claro cuando estaba ya cansada y se dió cuenta que las piernas seguian ahi, pues de repente dió un paso, solo uno, pero la acaricie hasta romperle el cuello y me bajé en el acto que se direa cuenta de su recompensa, que ya lo habia hecho bien y que nos ibamos a casa.

Despues de eso fue comprendiendo poco a poco lo de las piernas, hasta hoy que hay que verla girar y hacer todo solo con las piernas.

Ahora nos queremos mucho las dos, nos hemos ocmpenetrado tanto y tanto, que con un movimiento mio ya obedece, no hay que tirarla de la boca para parar porque para con el asiento y la posicion del cuerpo, no hay que tirarla apenas una reseña de la rienda para girar porque lo hace con las piernas, y no hace falta darla una patada para que inicie la marcha porque con una simple presión sale andando, con otra trotando y con otra galopando, salta que es una maravilla y me lo paso pipa con ella dandome algun saltito, no es muy usual en un PRE saltar asi, pero esta ha salido saltarina.

La quiero mucho, ahora es mi caballo principal y me alegro de haberla comprado aun con los inconvenientes de la doma y por supuesto ya no se me ocurre venderla despues de lo que hemos pasado juntas no podria ni imaginarlo, la adoro, como cambian las cosas no???

Ahora le toca el turno a Triana.

Triana es hispanoarabe pura pero no tiene carta de origen, es torda , de altura medianita, pero rechoncha, muy ancha de grupa, y noble, noble y mansa como una cordera aunque a veces tambien tiene sus cosas claro como todos.
Es un animal cariñosisimo, algo increible, la llamamos perrillo, porque te sigue a todas partes cual perro fiel, y viene a recibirte trotando cuano oye el coche.

Cuando la compramos tenia 5 años recien cumplidos, ahora tiene 8, estaba montada, pero muy poco, practicamente nada, y todo lo que habia hecho habia sido en una pista cerrada, asi que de campo ni verlo, vamos es que ni lo conocia, y las primeras veces que salió hizo alguna espantada pequeña, pero en nada de tiempo y acompañada de otro caballo ya la metimos por todo el pueblo y ni se inmuto con los coches y todo el jaleo, asi que desde ese dia dije, ya está acostumbrada, esta ya no se asusta, y asi fue, eso no quita para que a veces sea cabezona y por ejemplo tengamos una lucha importante con el agua, los charcos, los rios, y todo esto, pero bueno va pasando, y nada parecido a lo que era en un principio, pero hay que tener cuidado porque si puede salta al otro lado si es un arroyito, yo lo que intento es que se meta dentro totalmente, y ande por el agua, asi que a la menos ocasion me ves andando con ella por el cauce del arroyo todo a lo largo y asi vamos, ya va muy bien y ya se mete con lo cual estoy muy contenta, porque son miedos que cogen muchas veces por dejarles hacer lo que quieren, y como una vez les valió se piensan que les valdra siempre. Pero es una estupenda yegua , obediente, fuerte , noble y mansa, pero con chispa, con una potencia y velocidad increibles, ademas de una gran saltadora tambien.

Y ahora Pecas.



Pecas es Hiapano-Bretona, es de capa pía en castaño y es muyyy grandota, muy alta, la mas alta de las que tenemos y despues va Saeta en altura.

La compramos de rebote, esa es la verdad ibamos a por un caballo que ya no tenemos y nos llevamos los dos, el caballo y ella, que era otro pío que tuve que vender y lo compro mi buen amigo Antonio, y con el está feliz y contento.

Así que yo probé el caballo, pero la yegua no, porque no la iba a comprar, pero yo la miraba y la miraba porque me gustaba, y el chico se daba cuenta de ello y nos hizo una propuesta por los dos, nos lo pensamos poco la verdad, así que los dos se vinieron para casa, y ahora ya sólo nos queda ella, que es la yegua de mi marido, es una buenaza de cuidado, montada es como un sillón orejero, y va suave y obediente, aunque está



un poco fuera de forma, ahora mismo, y por ejemplo al cabeza no la coloca bien, y estoy trabajando con ella cuando me da tiempo para que vaya recogiendola y no parezca el penco pencoso con el cuello totalmente estirado.

También la estoy enseñando a tenderse para montar, porque como es tan alta, pues no llegamos bien, y siempre andamos medio colgados , asi que con esto de tenderse pues es mucho mas facil el poder subir







Es la jefa de la manada como yo digo, no se si será porque es la mas alta no creo... pero si que es la yegua dominante, aunque todas se llevan muy bien pero esta lleva la voz cantante cuando están todas sueltas.

Tambien está enganchada pero tampoco lo he podido comprobar, es una pena me gustaria tanto... y tiene que estar tan bonita enganchada, pero bueno quizas algún día se realice.

Otra cosa que me gustaria con ella seria que tuviera un potrillo pio, como ella, y grandooote, vamos seria precioso, una monada.

Como digo es una yegua modelo, para comersela, y de la que tambien y como no me alegro de haber comprado aun sin probar, aunque eso no se debe hacer, yo lo hice por un arrebato y me salió bien, pero no se debe.

Y...... Troya



Troya es una potra 3 sangres, anglo-hispano-arabe, que tiene ahora mismo 1 año, la compramos con 10 meses, con lo que lleva poco en casa, y la cosa es que extrañó mucho, pero mucho, hasta el punto de atacarnos cuando nos veia con el cubo de la comida, pero ahora la verdad que va mejorando, y siendo mas civilizada.

En este blog hay mucho de su trayectoria y mas que pienso poner según vayamos avanzando, y pueda trabajar con ella porque esa es otra que tenga tiempo para que sea un poco continuado, pero el caso es que ella se va dando poco a poco, y por lo menos ya te sale a recibir, cosa que aprendió de Triana, ya que los caballos son mucho por imitación, uno hace una cosa y el resto les sigue, y eso hace ella, imitar, si Triana viene corriendo y relinchando ella tambien y a si se va a costumbrando.

Luego va caminando a mi lado tranquilamente, cosa que antes tampoco hacia ni en sueños, y ya no muerde, cosa que antes si hacia, jugando pero lo hacia y ya la he quitado la costumbre esa, y ademas ya se aprendió la palabra NO, que es una palabra mágica en todos los animales, y bueno está un poco mas mimosa y viene a que la achuces, en fin, que espero que con el tiempo tambien pueda decir que me alegro infinito de haberla comprado...... ya veremos.



Pero desde luego hasta la fecha, del resto estoy super contenta y nos lo pasamos pipa juntas, asi que intentaré que está también salga buena.